Ad portas de cometerse una grave injusticia contra defensora de derechos humanos Sofia Lopez por parte de la Fiscalía

Popayán- Cauca, 28 de abril de 2015

Hoy se instaló en el Tribunal Superior del Distrito de Popayán Audiencia de Preclusión a favor de la fiscal quinta especializada de Popayán, MARTHA LILIANA REALPE CERON y los efectivos policiales de la SIJIN IVAN MORENO CRUZ y CARLOS ANDRES LOZANO, solicitada inexplicablemente por el Fiscal 6 delegado ante el Tribunal de Bogotá, GERMAN ARIAS.

La fiscal REALPE CERON y los efectivos policiales, participaron el 19 de abril de 2013 del ilegal operativo de captura en contra de la abogada defensora de derechos humanos SOFIA LOPEZ, quien, sin tener proceso penal ni orden de captura proferida por autoridad judicial competente, fue privada arbitrariamente de su libertad, sometida a malos tratos y posteriormente obligada a desplazarse forzadamente de su ciudad natal Popayán.

La fiscal REALPE CERÓN, es quien diseño y ejecutó el llamado proceso judicial de la “FARC–POLITICA” del Cauca. Un proceso que no se responde en absoluto a ninguna técnica de investigación criminal de tendencia acusatoria, que involucra hechos de todo tipo cometidos desde hace más de trece años; que pretende involucrar a todos los integrantes del frente sexto de las Farc, de todos los lamentables hechos ocurridos en el marco del conflicto armado en Toribio, Caloto y Corinto Cauca.

El proceso realmente se trata de un montaje judicial contra campesinos, afrocolombianos e indígenas del norte del cauca; contra líderes sociales de PCN; voceros de medida cautelares otorgadas por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, que han tenido que convivir en medio del conflicto armado desde hace décadas, y que son castigados solamente por ser oriundos y natales del centro del conflicto.

Campesinos e indígenas que por suerte  están en libertad luego de dos años de estar privados de ella;  que fueron 26 y no 145 personas como pretendía la fiscal, pero que siguen afrontando el peso de la justicia demostrando su inocencia en un proceso Kafkiano,  enmarañado, eterno, que se sustenta en falsos testigos pagados a sueldo por el mismo Estado; proceso sin coherencia jurídica en términos de Imputación y Acusación, cuyas evidencias fueron descubiertas incompletas  en sobres de papel, sin capeta, sin folios. Expedientes inexistentes, pero que sin embargo tanto daño ha hecho a las víctimas de dicho montaje judicial.

Hoy a dos años de los hechos de agresión en contra de la abogada SOFIA LOPEZ, nos encontramos frente a un nuevo juicio, una nueva telaraña jurídica como diría EDUARDO UMAÑA MENDOZA, cuyo protagonista es el Fiscal 6 GERMAN ARIAS. Esta vez, jugando el papel de la otra cara de la injusta colombiana, configurando la impunidad.

En una indagación preliminar, cuya actividad probatoria ha sido irrisoria y que giró en torno a verificar los antecedentes penales de la abogada SOFIA LOPEZ y a entrevistar a efectivos policiales que no participaron de los hechos de agresión.

En una muy reprochable actitud el fiscal GERMAN ARIAS se negó a practicar las pruebas solicitadas insistentemente por las víctimas y desconoció en absoluto las confesiones que la fiscal MARTHA LILIANA REALPE CERON y CARLOS ANDRES LOZANO realizaron. Ellos reconocen que ordenaron y ejecutaron un operativo de captura en contra de la abogada SOFIA LOPEZ sin tener una orden judicial, sin tener un proceso penal vigente.

El fiscal que miente y pone su firma en la mentira, cuando indica que en el marco de un Comité Técnico jurídico de la Fiscalía se le ha ordenado precluir la investigación, cuando realmente se han ordenado una serie de pautas para garantizar los derechos de las víctimas, pautas que no quiso acatar.

Empecinado y enceguecido por su afán de impunidad, GERMAN ARIAS, continuara su cometido el 8 de mayo a las 9 AM en las instalaciones del palacio de justicia de Popayán, en sala presidida por el Magistrado ARI BERNARDO ORTEGA.

Hacemos un llamado a la solidaridad,  a los dirigentes sindicales Caucanos testigos directos de los hechos, a las víctimas de los  montajes judiciales orquestados por la Fiscalía Quinta Especializada, a las víctimas de abuso policial, de violaciones de derechos humanos con las que hoy enfrentamos esta dura batalla de la superación de la impunidad, al movimiento indígena, campesino afro del Cauca que fue puesto en ojo del huracán y debilitado por tan tristemente célebre proceso penal de Farc política del Cauca”, a los presos políticos, a las organizaciones sociales Caucana, Vallecaucana y de todo el país, a las organizaciones de derechos humanos nacionales e internacionales, para que nos acompañen en la audiencia como de jurados populares,  y nos acompañen en esta nueva batalla jurídica para poder ejercer como abogados defensores de derechos humanos en Colombia.